Conoce cinco tips que te convertirán en un maestro parrillero

  • La elección del corte, el tiempo de cocción y el cuidado de la brasa son solo algunas de las recomendaciones que te damos para que te conviertas en un maestro parrillero.

Lima, julio de 2019.- En estos días de invierno, una parrilla entre amigos o con familia es siempre una buena opción para pasar un buen rato con tus seres queridos, dejar a un lado el frío y disfrutar una buena tarde entre carne y parrilla.

¿Sabías que Uruguay es reconocido por tener asados y parrillas exquisitas? El Ministerio de Turismo de Uruguay (MINTUR) nos da cinco recomendaciones para preparar su plato emblemático y convertirnos en maestros parrilleros:

  1. Asegúrate de tener todo listo: Es necesario cerciorarse que no haya rastros de grasa de alguna parrilla anterior, ya que esto hará que la carne coja su propio sabor, y no se mezcle con los jugos o sobre cocción de algún resto anterior.
  2. Elige un buen corte: La Entraña, Punta Picana, Sobrecostilla, Asado de Tira, Lomo liso o vetado, son algunos de ellos. Con un buen corte no hay excusas para que una parrilla no salga como esperamos. Asegúrate que la carne tenga un poco de grasa o el efecto “marmoleado”, pues le da un sabor único y estará más jugosa cuando esté lista. Además, es importante que tenga un buen tiempo de reposo para que la carne no llegue fría a la parrilla.
  3. El calor de la brasa y su toque diferente: Antes de incorporar la carne a la parrilla, debes dejar que las brasas de la leña o carbón alcancen una temperatura moderada y se repartan a lo largo de la parrilla. Una vez que esto ha sucedido, se coloca la carne sobre la parrilla, pero no muy cerca del fuego para no acelerar su proceso de cocción.
  4. Todo a su tiempo: Una vez que la carne se encuentra en la parrilla, se deben cocinar todos los lados hasta que tenga un color caramelo. Una vez conseguida esta primera cocción, se incorpora la sal gruesa y se deja cocinar en el tiempo que la carne necesite. El grosor es importante, y según el ancho puede demorar mayor o menor tiempo.

Mientras esperas el proceso, degusta un buen vino tinto. MINTUR recomienda su uva bandera como el Tannat, ideal para acompañarlo con carne.

  1. Identifica las señales: Uno de los grandes dilemas de la parrilla es no saber en qué momento la carne debe ser volteada. Cuando la carne empiece a botar jugos o grasa por la parte de encima, es el momento exacto para voltearla y cocinar el lado contrario. Esto también servirá para identificar cuando esté lista, ya que el color caramelo y la cantidad de jugos que la carne irá botando te indicarán que ya es momento de que sea servida.

Dato extra: El secreto más importante de las parrillas uruguayas se encuentra en la calidad de sus productos vacunos, ya que el ganado es criado libremente, con poco estrés y alimentado con pastizales naturales. Esta combinación es la que hace que la carne tenga gusto, calidad y una consistencia diferente a las demás. Si prefieres solo disfrutar de esta delicia, también te puedes dar una escapada a El Mercado del Puerto de Montevideo en Uruguay, y deleitarte con su centro gastronómico que destaca por sus carnes vacunas

WP Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com